Nuestros Municipios

Arecibo

El pueblo del cetí, Diamante del norte

Cueva Arecibio

Fundación

En la ribera del río que los indios taínos llamaban Abacoa, hoy río Grande de Arecibo, existía un asentamiento de 200 indígenas que eran gobernados por el cacique Arasibo. Este territorio bañado por el río Grande de Arecibo y el río Tanamá fue otorgado, por orden de la corona española, a Lope de Conchillos en 1515, quien a su vez, envió a la Isla a don Pedro Moreno con la encomienda de lidiar con el cacique y sus indios y administrar los bienes de este. Al parecer, don Pedro Moreno envió a los indios a realizar trabajos de obras públicas en la Isleta de San Juan y casi todos murieron al corto tiempo, quedando así despoblada la ribera del río Abacoa.

A mediados del siglo XVI, en el lugar donde radicaba el yucayeque taíno, se formó un asentamiento de españoles. Sus miembros se dedicaron a la pesca de tortugas y a la cría de ganado. Hacia 1616, la aldea, entonces llamada “Ribera del Arecibo”, contaba con unas 80 familias. El gobernador de la época, Capitán don Felipe de Beaumont y Navarra, autorizó la fundación del pueblo y creó la parroquia correspondiente bajo la advocación de San Felipe Apóstol de Arecibo.

El 5 de agosto de 1702, en plena guerra entre España e Inglaterra, desembarcaron dos naves inglesas al mando del almirante Whelstone con el propósito de tomar el pueblo. El capitán de la milicia, Antonio de los Reyes Correa, convocó sus fuerzas para combatir el ataque enemigo y venció. Esta defensa heroica le ganó la medalla de la Real Efigie y fue ascendido a capitán de infantería. Gracias a este suceso se conoce al pueblo como la “Villa del Capitán Correa”.

En 1778, mediante una Real Cédula se le otorgó el título de Villa al pueblo y se le autorizó a elegir cabildo, justicia y regimiento propio. No fue hasta 1802 que se integró como tal. Ya desde 1804, Arecibo estaba dividido en los siguientes barrios: Cuatro Calles (hoy Tanamá), Hato Viejo, Jagual, Miraflores, Factor, Santana, Domingo Ruiz, Alza Rabo (hoy Islote) y Camuy o Hato Grande. Los barrios Miraflores, Domingo Ruiz y Jagual habían desaparecido para el 1831. Más tarde el barrio Hato Grande o Camuy se subdividió para formar los barrios Hato Arriba y Hato Abajo y el municipio de Hatillo. En 1850, por Decreto Real, le fue conferido el título de Muy Leal.

En 1855, una terrible epidemia del cólera morbo atacó la población. La misma se extendió por alrededor de 72 días, con un saldo de 2,218 personas infectadas de las cuales murieron 1,502.

Otra desgracia afectó a Arecibo en 1873: el llamado fuego de Girona. El mismo destruyó nueve casas. Pero el más devastador siniestro se registró en 1893. Este incendio devoró 27 casas y produjo cuantiosas pérdidas. Varios temblores de tierra en los años 1844, 1867, 1875, 1890, 1906 y 1917, también, ocasionaron daños materiales considerables.

 Maravillas naturales

  • La Cueva del Indio
  • Parque Forestal Cambalache
  • Piscina Olímpica
  • Playa los Negritos

Lugares para visitar

  • Catedral San Felipe
  • Museo Faro de los Morrillos
  • Observatorio de Arecibo

Personajes ilustres

  • María Cadilla de Martínez – Maestra, pintora, ensayista, historiógrafa, poeta, cuentista, folclorista y feminista 
  • Luisa Capetillo Perone – Feminista, escritora y activista sindical
  • Cayetano Coll y Toste – Médico, poeta, político, periodista, ensayista e historiador
  • René Marqués – Dramaturgo, cuentista, novelista y ensayista
  • Manuel Zeno Gandía – Médico, escritor, periodista, político y novelista
Show More

Related Articles

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button